5 Excelentes Razones para Comprar un Flash Externo

flash-head

La mayoría de las cámaras digitales, desde las ultracompactas hasta las réflex más caras, cuentan con un flash incorporado a la cámara. Muchas de ellas cuentan además con una zapata (hot-shoe) para incorporar un flash externo. Muchos nos hemos preguntado alguna vez: "¿para qué quiero otro flash si mi cámara ya tiene uno?". Si quiereis saber la respuesta no deberíais dejar de leer este artículo.

Y es que de momento no vamos a entrar en valoraciones técnicas sobre cuales son las especificaciones que debe tener un buen flash externo o qué marca o modelo es mejor. Esas preguntas os las debereis hacer más adelante, una vez esteis convencidos de que necesitais un buen flash. Eso si, siempre y cuando vuestra cámara permita incorporarlo.

Pero lo que debeis tener en mente es que si cambiais vuestra cámara digital compacta por una réflex digital de última generación con la intención de hacer mejores fotos en espacios cerrados, debeis saber que no lo conseguireis salvo que adquirais un buen flash junto con vuestra cámara.

Eliminar ojos rojos

Camara reflex con flashOs hemos contado en diversas ocasiones cuales son los motivos físicos por los que aparecen los ojos rojos en nuestras fotografías, algunos consejos para que no aparezcan o, al menos, minimizar el efecto a la hora de hacer las fotos, y cómo corregirlo posteriormente con herramientas o programas de edición de imágenes.

Sin querer ser exhaustivos con los motivos que provocan la aparición de los ojos rojos, recordaremos que existe una relación inversa entre la distancia que separa el objetivo de la cámara y el flash, y el grado de aparición de este desagradable efecto.

Los flashes que vienen incorporados a las cámaras se encuentran muy cerca del objetivo. Un flash externo aumenta notablemente la distancia entre la fuente de luz y el objetivo. También existen dispositivos que actúan como brazos para el flash que permiten lograr una separación aún mayor entre la luz y la lente.

Mayor potencia (y alcance)

La distancia efectiva que alcanza la luz del flash en cualquier cámara depende de la apertura utilizada en el objetivo y de la sensibilidad ISO seleccionada. Como referencia, la potencia del típico flash incorporado a una cámara réflex hoy en día consigue un alcance de unos 5 pies (un metro y medio) disparando a ISO 100 y f/8. Podemos combinar una mayor apertura del diafragma con una mayor sensibilidad ISO para conseguir un alcance mayor de nuestro flash, pero con estos cambios estaremos sacrificando la profundidad de campo y la relación señal-ruído en nuestra imagen, algo que probablemente no deseemos en la mayoría de las ocasiones.

Camara reflex sin flashAdemás, la potencia es esencial a la hora de utilizar la técnica del flash de rebote o la de flash de relleno.

Un flah externo cuenta con una potencia 15 veces superior a la del flash embebido en la cámara. Esta potencia se traduce en la posibilidad de utilizar menores aperturas, consiguiendo profundidades de campo mayores, y sensibilidades ISO menores, reduciendo el ruído digital de nuestras fotos.

Flash rebotado

Si hay algo que funciona bien en la fotografía con flash es la técnica de rebotar la luz contra el techo o la pared.

Uno de los (posibles) principales problemas de la iluminación con flash es la de las sombras que se provocan con la iluminación directa. Al rebotar la luz se consigue el efecto de que la fuente de luz sea mucho más grande, lo que se traduce en unas sombras mucho más suaves y un fondo más iluminado. con lo que conseguimos unos resultados más naturales, esto es, más parecidos a lo que percibimos con nuestra vista sin necesidad de usar el flash.

La potencia requerida para utilizar la técnica del flash de rebote depende de la altura y el color del techo. Con el uso del flash directo conseguimos iluminar el sujeto fotografiado, mientras que con el flash rebotado iluminamos tota la estancia.

Modificaciones del flash

Existen multitud de accesorios, caseros y comerciales, que permiten modificar de algún modo el efecto conseguido con el flash, ya sea modificando la dirección de la luz o cualquier otra característica. Los difusores de luz están orientados a hacer más amplia la fuente de luz o conseguir efectos de rebote cuando no podemos contar con una pared o techo o simplemente éstos se encuentran a una distancia excesiva. También hay disparadores remotos que nos permitirán utilizar una o varias fuentes de luz de forma sincronizada creando ambientes de iluminación diferentes.

Pero para poder aplicar cualquiera de estos accesorios, deberás disponer de un flash primero.

Otras ventajas

La mayoría de los flases externos cuentan con ventajas o funcionalidades adicionales. Algunas son:

  • Luz de asistencia al enfoque, para situaciones de escasa iluminación.
  • Uso de varios flashes de distintas potencias con medición de luz E-TTL.
  • Control manual de las opciones del flash
  • Sincronización a velocidades altas (FP Flash)

En resumen

Si te has pasado al mundo de las réflex digitales o estás a punto de hacerlo, es probable que estés en la encrucijada de los accesorios, bombardeado por la diversidad de objetivos y otros complementos existentes para tu cámara. Como seguro que la cámara cuenta ya con un objetivo, aunque sea el del kit, antes de lanzarte a comprar otro, planteate si debes invertir tus ahorros en óptica o es preferible seguir con la que tienes y hacer tu primera inversión en un buen flash (mucho más barato que un buen objetivo) para ampliar los sitios donde poder hacer buenas fotos.

Enlaces Relacionados

Comentarios

  1. Arturo S. Donaire dice:

    Hola amigos,tengo un flash vivitar Thyristor 550 FD y quiero saber si puedo usarlo en una cámara Lumix FZ 150.Quiero saber si es seguro y que no se corre el riesgo de quemar la cámara o el flash.

Opina