5 Tipos de Fotografía En Los Que Usar Poca Profundidad De Campo

8493526826_179045aefe_b

La profundidad de campo es un elemento del lenguaje fotográfico con el que contamos a la hora de componer nuestras imágenes. Utilizar una profundidad de campo amplia nos permite incorporar en nuestra fotografía multitud de planos de información y, si queremos darle más importancia a un elemento que a otro, deberemos utilizar otros elementos fotográficos como la composición, la iluminación o el color.

Sin embargo, utilizar una profundidad de campo pequeña nos limita un poco más en este aspecto pues habrá muchos menos elementos en la composición que llamen la atención al ojo del que vea la imagen. ¿Qué tipo de foto son las que mejor suelen llevarse con las profundidades de campo pequeñas?

Los Retratos

La parte más importante de un retrato suele ser la zona de los ojos. Por eso, el hecho de utilizar una profundidad de campo pequeña nos ayudará a realzar esta parte de la cara: hará que el resto de facciones queden fuera de foco y, por lo tanto, en un segundo plano dentro de la composición de la fotografía.

Cuando vayamos a utilizar una profundidad de campo pequeña en un retrato, deberemos estar muy atentos al momento del enfoque pues el hecho de disponer de tan poca zona enfocada en nuestra imagen puede ser que el más mínimo error al enfocar nos destroce una fotografía. Por eso, debemos fijarnos en que realmente estamos enfocando los ojos y no, por ejemplo, el puente de la nariz, los labios o las orejas.

Además, el uso de una profundidad de campo pequeña en los retratos tiene otro beneficio y es el de aislar el sujeto del fondo: si conseguimos mantener enfocada sólo la persona que aparecerá en nuestra imagen (o, al menos, una parte de ella, como los ojos), otros elementos que entren dentro de la composición quedarán desenfocados y eso incluye el fondo.

Si usamos una apertura y una distancia focal adecuadas y disparamos a la suficiente distancia del sujeto, el fondo puede llegar a quedar completamente neutro y, por lo tanto, a ayudarnos a centrar la atención del espectador de nuestra fotografía íntegramente en el sujeto que nosotros presentamos enfocado. Sin distracciones, sin contexto. Evidentemente, puede haber situaciones en las que esto no nos interese, en tu mano está el decidir en cada momento qué profundidad de campo es la que necesitas para conseguir la fotografía que quieres hacer.

La Fotografía de Detalle

Está claro: si queremos fotografiar una pequeña parte de algo o alguien, debemos conseguir que el resto del entorno/sujeto/objeto quede anulado.

Hay muchas formas de hacer esto: composición (por ejemplo buscando un ángulo de visión que nos oculte ciertos elementos), iluminación (manteniendo ciertos elementos en la sombra) o, incluso, la misma profundidad de campo.

Una profundidad de campo pequeña nos permitirá mantener la atención del observador en el detalle que nosotros queremos mostrar. Y si somos capaces de usar una profundidad de campo adecuada, a la vez podremos, también, contextualizar en cierto modo ese detalle sin que el resto de elementos del encuadre le roben protagonismo. Ten en cuenta, también, que no debes dejar nada que te interese fuera de foco así que asegúrate de que realmente es lo que necesitas cuando vayas a buscar la mínima profundidad de campo.

La Fotografía Macro

La fotografía macro suele tener una profundidad de campo reducida casi por definición. Para este tipo de fotografías se suelen utilizar focales muy largas (ya sea en objetivos o usando complementos como los tubos de extensión) y, además, los sujetos suelen enfocarse desde distancias muy cortas.

Así pues, de los tres elementos necesarios para reducir la profundidad de campo (poca distancia entre la cámara y el sujeto, distancia focal larga y diafragma abierto), en la fotografía macro encontraremos, casi sin excepción, dos de ellos. El tercero, es decir, el usar un diafragma abierto suele aparecer también en estas fotografías, para trabajar con el hecho de que se necesita una gran cantidad de luz para poder iluminar estas imágenes (las focales largas y los complementos como los tubos o los fuelles suelen reducir mucho la luminosidad de las tomas).

Sea como sea, para la fotografía macro, y como ya pasaba con los retratos, una profundidad de campo pequeña nos ayudará a conseguir un fondo de imagen más homogéneo, que no llame tanto la atención y que, por lo tanto, nos permita centrarnos mejor en el sujeto principal que nos ocupe.

Es posible que en algunas de las fotografías macro no te interese disponer de una profundidad de campo pequeña (especialmente si por culpa de esto parte de tu sujeto queda desenfocado) aunque a no ser que dispongas de la posibilidad de iluminar externamente el sujeto (y, por lo tanto, puedas cerrar diafragma), se puede dar la circunstancia de que tengas que lidiar, sí o sí, con una zona enfocada muy reducida. Haz pruebas y busca la mejor combinación de parámetros para que tu fotografía quede como a ti te gusta.

La Fotografía Abstracta

Cuando hablamos de ella dijimos que la mejor manera de conseguir una fotografía abstracta era descontextualizando el sujeto principal de la imagen, es decir, aislarlo de todo aquello que lo rodeara.

Por eso, si utilizamos una profundidad de campo muy reducida, nos será más fácil aislar el protagonista de nuestra foto o, al menos, tendremos menos elementos de los que preocuparnos en la composición (por ejemplo, el fondo es probable que esté completamente desenfocado y, por lo tanto, no sea fácil reconocer el entorno en el que está situado el sujeto).

Fotografías Suaves

No es exactamente un tipo de fotografía, pero sí es un estilo que puede ganar mucho en expresividad si lo acompañamos con una profundidad de campo pequeña. A veces, con nuestras imágenes queremos conseguir transmitir suavidad.

Utilizar una profundidad de campo pequeña y, por lo tanto, hacer uso del enfoque selectivo nos ayudará en esta misión. El sujeto principal de nuestra fotografía quedará rodeado de elementos desenfocados y, por lo tanto, de aspecto suave. Es especialmente útil para las fotografías de bebés o premamá, por ejemplo.

En Resumen

Reducir la profundidad de campo en nuestras fotografías es una alternativa muy llamativa pues ofrece resultados muy vistosos a los que nuestro ojo no está muy acostumbrado. Sin embargo, tenemos que tener muy claro que, como todas las técnicas fotográficas (y eso es extrapolable al mundo del arte en general) no son siempre válidas.

En este caso, nos servirá para destacar un elemento por encima del resto pero ¿debes realmente destacarlo para conseguir la imagen que quieres? ¿estás destacando el sujeto que deberías? y, lo más importante, ¿vas a destacarlo como deberías hacerlo? Sé consciente de que hay multitud de maneras de darle protagonismo a un sujeto y, quizás, el enfoque selectivo no sea el que mejor te funcione.

Y ahora... ¿nos enseñas tus enfoques selectivos?

Enlaces Relacionados

Comentarios

  1. tropofoto dice:

    Buen artículo!!
    La verdad es que una buena profundidad de campo mejora considerablemente la fotografía ;) Aquí os dejo una fotos sin profundidad
    http://www.tropofoto.com/2012/09/23/en-el-campo/

    • la coscoina dice:

      Buenas noches a todos!
      me gustò mucho el artìculo, me gusta mucho la fotografìa y trato de aprender de todos un poquito.
      Tengo una duda, yo tengo una nikon P510 y no he obtenido buenos resultados tratando de reducir la profundidad de campo. Acaso es que con esa càmara no se puede hacer?
      Muchas gracias!
      Vero

      • grancan32 dice:

        la coscina yo lo haría así.Acercaté lo más que puedas a lo que quieres fotografiar con el zoom al máximo y en tu caso con un f 5.9 con prioridad a la exposición.si es una persona o niño enfoca a los ojos.
        espero que te sirva.

      • nefyjavi dice:

        Si ke puedes,no lo determina la camara si no el objetivo,yo por ejempl utilizo un 50mm ke tiene una apertura de 1.8 y hace unos desenfokes bestiales,pero antes de tenerlo con el del kit usaba photoshop ke ahora son muy automaticos y facil de usar

  2. marber dice:

    Interesante como siempre!.
    Os dejo la ultima que hice, es fotografía de detalle.
    Saludos.
    https://www.flickr.com/photos/marber67/13934658059/

  3. Interesante artículo.
    En esta foto del brote de un helecho que me llamo la atención por su silueta, utilice un f4 para separarlo del resto.

    https://www.flickr.com/photos/josebagomez2012/9130211790/

  4. aimab dice:

    Esta que hice en Bioparc a unas flores mientras esperaba a que mis amigos salieran del baño.

    https://www.flickr.com/photos/aimab/9391882227/

  5. stutt14 dice:

    Aquí está mi fotografía, la realicé para explicarle a mi hermana precisamente el tema de profundidad de campo. Enjoy!
    http://500px.com/photo/66502857/urban-exploration-by-german-d-ni%C3%B1o?from=user_library

  6. luisbalderas dice:

    Cuando tomé esta fotografía tenía apenas unas semanas con mi primera DSLR, sigo aprendiendo y me falta mucho todavía. En unos días me llega mi objetivo 50mm 1.8g así que tendré más posibilidades de hacer este tipo de capturas!!

    https://www.flickr.com/photos/luisbalderas/8426922525/

  7. konkavo dice:

    Solo un par de comentarios.
    Conseguir esas profundidades de campo mínimas que se ven en algunas fotos suele llevar detrás grandes aperturas, de 2.8 para abajo, y focales bastante tele, de 100mm para arriba. Eso significa acercarse a los 1000 euros más o menos.
    Hacer fotografía con poca profundidad de campo, un 200mm f2.8 puede tener apenas 1 o 2 cm de DOF, es muy arriesgado y requiere mucha experiencia pues suele llevar acarreado que nos vamos a casa con un ojo en foco y el otro no. Y en general, las pantallas LCD de las cámaras no dan suficiente resolución para darnos cuenta en campo.

  8. frankief dice:

    Hola, quiero enseñaros una foto adecuada al tema que tratais. Espero que os guste.
    Advierto, es un poquito “asquerosilla”:
    https://www.flickr.com/photos/frankief/7473093910/

  9. Walter dice:
  10. En deporte también se abusa un poco de ella
    https://www.flickr.com/photos/jasonmirandes/6641721989/in/set-72157628513130663

    Aunque no en todas, eso está claro: https://www.flickr.com/photos/jasonmirandes/sets/72157628513130663/

    TAmbién en espectáculos, puede ser una buena idea el uso de poca profundidad de campo
    https://www.flickr.com/photos/jasonmirandes/3686712822/in/set-72157628901042065

    En cualquier caso, marca mucho la escena. Buen post

  11. Jorge Turenne dice:

    Faltó el Bokeh..noes un detalle.

  12. jslsvg dice:

    Gracias por el artículo.
    Me encanta en el macro, como en esta.
    https://www.flickr.com/photos/jslsvg/14130511084/
    Saludos

  13. mgroppo dice:
  14. agusjofre dice:

    Este es mi pequeño aporte, aprendiendo obviamente…

    https://www.flickr.com/photos/toquiel/13990296954/

  15. uriantt dice:

    Bien, por culpa de ustedes me he apasionado profundamente por la fotografía. He seguido a pié juntillas el curso de de 31 días, he leído todas las entradas del blog, me he alimentado de los comentarios de su comunidad y me he suscrito a la Zona Premium cuando sentí la necesidad de este material de estudio.

    Me he comprado una Nikon D3200, un trípode, control remoto, una batería de más, espacio suficiente de almacenamiento y trato de seguir uno a uno los concejos de los autores de este sitio.

    Un abrazo a todos y gracias infinitas por la motivación e inspiración.

    https://www.flickr.com/photos/uriantt

  16. Rubiorr dice:
  17. la coscoina dice:

    Buenas noches a todos!
    me gustò mucho el artìculo, me gusta mucho la fotografìa y trato de aprender de todos un poquito.
    Tengo una duda, yo tengo una nikon P510 y no he obtenido buenos resultados tratando de reducir la profundidad de campo. Acaso es que con esa càmara no se puede hacer?
    Muchas gracias!
    Vero

  18. marinaAC dice:

    Me encanta jugar con la profundidad de campo, creo que es un recurso muy expresivo, por eso este articulo me ha gustado mucho.
    http://marinakaleidoscopephotos.blogspot.com.es/

Opina