Los 6 Ejercicios Fotográficos que Más Me Han Ayudado a Progresar

6ej

Tanto si estás empezando en esto de la fotografía, como si ya tienes cierta experiencia con una cámara en la mano, nunca se debe parar de hacer ejercicios fotográficos. El ojo fotográfico es algo que puede potenciarse y la mejor manera de potenciarlo es hacerlo trabajar. Es por esto que hoy dZoom os trae una serie de ejercicios fotográficos muy fáciles de seguir que te ayudarán a mejorar tu estilo como fotógrafo y tus fotografías, sea cual sea tu nivel. Empezamos:

1. La Fotografía Analógico-Digital

Personalmente, creo que este es uno de los mejores ejercicios que todo fotógrafo debería realizar de vez en cuando. Se trata de transformar nuestra cámara digital en una cámara analógica. Que nadie se alarme, no nos vamos a poner a hacer bricolaje, simplemente se trata de tener un poco de fuerza de voluntad para eliminar algunos vicios que nos ha dado la tecnología digital:

  • Nada de fotos infinitas. Los carretes tienen un máximo de 36 fotografías, vamos a limitar nuestra salida fotográfica a, tan sólo, 36 fotografías. Eso sí, ¡sin la posibilidad de eliminar las fotos malas!
  • Adiós a la revisión. La inmensa mayoría de cámaras fotográficas nos ofrecen una opción que, en circunstancias normales, es muy útil: después de tomar una fotografía, automáticamente se nos muestra la imagen en la pantalla de nuestra cámara. Pero las cámaras analógicas no disponían de pantallas así que buscaremos en el menú de nuestra cámara para desactivar, temporalmente, esta opción. Ten en cuenta que, hasta que te acostumbres, ¡seguramente te encuentres viendo la pantalla negra después de tomar cada fotografía!
  • ¿Procesado? Esto queda a tu elección. En mi opinión, las fotografías que seas capaz de tomar realizando este ejercicio no tendrían que estar procesadas, para mantener el sentido de la "fotografía original" que estamos buscando. Pero, como ya he dicho, queda en tu mano el arreglar/retocar/procesar o no las fotos al llegar a casa.

¿Qué conseguirás haciendo esto? Pues entrenar el ojo y aprender a planificar las fotos antes de tomarlas. Hacer fotografía digital es un lujo para el aprendizaje y para el bolsillo pero a veces se nos olvida el significado real de hacer fotografías, que queda perdido entre gigabytes de información.

En la siguiente imagen, por ejemplo, corresponde a este mismo ejercicio elaborado por Cristina Galindo simulando un carrete de 36 tomas en blanco y negro y con una sensibilidad de ISO 200.

2. Una Foto con Diferentes Luces

Para poder realizar este ejercicio necesitarás poder dominar la luz de la que dispongas. No es necesario tener iluminación de estudio, ni siquiera varios flashes. Aunque, evidentemente, si tienes un equipo strobist o parecido, podrás aprovecharlo más. En la práctica, una simple lámpara de mesa ya nos servirá.

Si todos estamos de acuerdo en que la luz lo es todo en fotografía, este es un ejercicio para experimentar con ella. Se trata de intentar hacer la misma fotografía con distintas luces. Situamos nuestro sujeto (persona, animal o cosa) en el escenario y hacemos distintas fotografías con distintas iluminaciones.

Haciendo esto, profundizarás en cómo afecta la luz a tus imágenes, aprenderás a dominarla y a utilizarla para tus propios propósitos fotográficos, eliminando o potenciando sombras y/o volúmenes según el caso, etc. ¡A ver cuántas iluminaciones distintas puedes conseguir!

3. Transmitir Diferentes Cosas con el Mismo Sujeto

Este ejercicio es una ampliación del ejercicio anterior. Ahora no se trata de modificar la iluminación sólo para descubrir qué pasa, sino que utilizaremos la iluminación, el encuadre o la posición, por ejemplo, para transmitir cosas. Si a partir de un mismo sujeto, cambiando las variables de la fotografía, somos capaces de transmitir distintas cosas, significa que, poco a poco, vamos dominando la técnica. Así que proponerse un ejercicio de este tipo puede ser muy beneficioso para aquellas personas que empiezan en la fotografía.

Importante: para poder desarrollar bien este ejercicio, lo suyo sería saber a priori cómo han usado las variables de la fotografía para transmitir cosas otros fotógrafos. Intenta desgranar una fotografía en composición + profundidad de campo + tiempo de exposición + luz... Cada variable aporta cosas diferentes, así que si eres capaz de descubrir qué aporta cada variable en una foto ajena, sabrá cómo usarlas en tus propias fotografías. Aunque, es cierto, ¡también puedes lanzarte a probar y a ver qué sale!

4. Las Series Fotográficas: Otro Gran Reto

Hacer series fotográficas es casi tan viejo como hacer fotografías. ¿Qué es una serie fotográfica? Son una serie de fotos que tienen algo en común. Este algo en común puede ser la iluminación, la localización, el sujeto fotografiado, la temática... Cualquier cosa puede ser el elemento que una una serie de fotografías. Lo importante es que, además, cada fotografía por si sola sea también interesante.

¿Qué nos va a aportar este ejercicio? Como en los otros casos, nos ayudará a aprender a planificar las imágenes antes de tomarlas. En este caso, al no tener que resultar en una única imagen sino en varias de ellas, la planificación tendrá que ser mayor, para que toda la serie tenga sentido y unión.

5. El Trípode Móvil

Con este ejercicio conseguiremos entrenar nuestro ojo fotográfico al máximo. Consiste en situarnos en el centro de una habitación e invertir un tiempo en observarla en clave fotográfica, buscando los detalles, encuadres o posibles imágenes en general que puedas conseguir desde esa posición. No debemos movernos de sitio, sólo podemos girar sobre nuestro eje. Después de haber invertido un cierto tiempo en observar nuestro entorno (pongamos, por ejemplo, 5 minutos), podremos tomar las fotografías que hemos estado viendo.

Este mismo ejercicio se puede convertir en algo más interesante todavía, si no lo realizamos en una habitación cerrada. Podemos ir por la calle y, en un momento aleatorio, pararnos e invertir los cinco minutos siguientes a buscar fotografías desde nuestra posición. Pasados estos cinco minutos, podremos hacerlas. Será todavía más interesante si vamos acompañados de otra persona y es esta tercera persona la que elige el momento en el que debemos parar.

¿Por qué esto de esperar 5 minutos antes de tomar las fotos? Para obligarnos, como en los otros ejercicios, a pensar las fotos antes de tomarlas. Para evitar la tentación de hacer "click" a todo lo que vemos y hacer sólo aquellas fotografías que queramos después de haberlo pensado bien.

6. El Zoom Es Para los Vagos

Este es el ejercicio que creo que más ayudará a cualquier persona que quiera mejorar en su técnica fotográfica. Disponer de un objetivo zoom es un lujo porque te permite, desde una misma posición, probar infinitas posibilidades de composición sólo con trabajar con el rango focal del que disponga nuestra lente. Por eso digo que el zoom es para vagos, porque un objetivo de focal fija te obligará a trabajar más tus propias composiciones. Si necesitas cerrar más el encuadre deberás, físicamente, acercarte al sujeto. Es cierto que no es lo mismo hacer una fotografía de cerca que hacerla con un teleobjetivo porque las perspectivas serán muy diferentes. También es cierto que algunos objetivos generan aberraciones y deformaciones cuando se hacen fotografías con ellos a distancias muy cortas. Pero el hecho de contar con una focal fija, como ya hemos dicho, nos obligará a trabajar más nuestra composición.

No es necesario comprar un objetivo de focal fija para realizar este ejercicio, simplemente debes asegurarte de utilizar una sola focal en todo el ejercicio, venciendo la tentación de jugar con el rango focal del que dispongamos.

¿Son estos los únicos ejercicios fotográficos que existen?

¡En absoluto! De hecho, seguro que tú mismo tienes algún ejercicio fotográfico personal que seguro no está en este artículo, eres completamente libre de dejarlo en los comentarios, ¡todos lo agradeceremos!

Y para terminar... te reto a ti, lector, a salir un día a pasear con un amigo que te obligue a parar a hacer fotografías cuando él quiera. Que, además, las fotos que hagas sean mediante la técnica de la fotografía "analógica-digital" ¡y las realices con un objetivo de focal fija! ;)

Enlaces Relacionados

Comentarios

  1. SGC dice:

    Interesantes consejos, sin duda.

    La numeración que generan las cámaras digitales es un buen chivato. Si nuestras fotos interesantes son correlativas numéricamente, significa que vamos por buen camino. Por contra si hay grandes saltos en esa numeración quiere decir que borramos muchas después de hacerlas.

    Gracias por el trabajo.

    Un saludo.

  2. Igual de aquí puedo sacar algún que otro proyecto nuevo :P
    El de analógico-digital ya lo hicimos en Madrid una vez en el retiro… Fue una buena experiencia
    http://1dia1foto365momentos.wordpress.com/2011/06/04/retiro-en-36-fotos/

  3. Me ha gustado mucho este artículo.
    Por aportar algo, decir que siempre llevo en el bolsillo un cartoncito de diapositiva, sin la película y disimuladamente miro a través de él, acercando o alejando el cartón de mi ojo.
    Así consigo enmarcar fotografías sin mirar por el visor de la cámara, que no siempre llevo encima. Claro que si no llevo la cámara veo alguna buena foto y me quedo si ella.
    Pero creo que como entrenamiento esto es de alguna utilidad.

  4. Alegría dice:

    La.última vez que salí por Madrid a hacer fotos llevé una focal fija de 35 mm, y la experiencia me gustó. No sólo por el.hecho de.forzarme a moverme yo en lugar de tirar de rango focal, sino porque estas lentes son muy nitidas y tienen un bokeh muy bonito.

    Yo aún tiro demasiadas fotos para que me salga una que me gusta, pero probaré aaguno.de los consejor para mejorarlas :)

  5. Nacho Gil dice:

    Muy buenos consejos, todos ellos. Algunos ya los pongo en práctica y otros me han dado nuevas pistas.
    Estoy aprendiendo a moverme con un 50 mm, a conocerlo y a acostumbrarme a manejarlo en distintas circunstancias y me está gustando mucho la experiencia.

  6. Me han parecido unos consejos muy útiles. En especial el último en relación con la utilización del zoom. Y además ya lo dijo Robert Capa:

    “Si tus fotografías no son lo suficientemente buenas, es porque no te acercaste lo suficiente”

    Con tu permiso os voy a dejar con otras frases míticas de fotógrafos famosos :

    http://sindromecoleccionista.blogspot.com.es/2011/01/yo-hacia-fotos-antes-que-tu.html

    Un saludo! Maria

  7. Muy buen artículo y muy interesante, alguno de los mencionados les practico y resultan fascinantes por el resultado obtenido. Será que añoro la época digital

  8. Sa'ha Whe dice:

    Excelente post, yo he regresado a la fotografía “analógica”, no dejo la cámara digital pero siento que ahora mi relación con ella es diferente. Lo que me aporta día a día la fotografía convencional me ayuda a mejorar en todo sentido, es un buen ejercicio a la hora de hacer fotos con la digital. Ah, el film no ha muerto!.

    (( http://limaenrollo.blogspot.com/2012/10/una-rolleiflex-en-cusco.html ))

  9. caparazon dice:

    Hola. Muy buenos consejos. Yo añadiría por ejemplo este: dispara y procesa pensando en tí mismo, nunca en quienes van a mirar después.

  10. arangele dice:

    Saludos para un ejercicio que me ha ayudado mucho es el de focal fija pero con enfoque manual, ademas con un f muy bajito para tener una profundidad de campo muy limitada.

    Muchas gracias por sus articulos les dejo unos retratos con luz natural de mi blog.

    http://arnoldorangel.wordpress.com/2012/08/29/una-sesion-de-fotos-con-melancolia/

  11. Excelentes consejos para variar.

    Eso si, el primero le he puesto en práctica con un carrete de BYN, pero me llevé mi reflex para tratar de ver ciertos parámetros y de hacer las pruebas pertinentes antes, ya que hacía tiempo que no practicaba. Además una la dejé con cierto toque a ver como sale luego en papel, y es esta: http://www.flickr.com/photos/jasonmirandes/8101946981/in/photostream

    Y lo del zoom…hay que hacer caso a los grandes, tienes que estar lo suficientemente cerca de la foto

  12. Raul Lago dice:

    Gracias. Son unos ejercicios interesantes y es algo que hecho de menos en los libros de fotografía que tengo, ninguno propone ejercicios.
    Sobre la revisión automática comento que yo siempre la tengo desactivada, creo que desactivarla fue casi lo primero que hice al comprar la cámara. A mí me parece un coñazo y un gasto estúpido de batería que aparezca la foto cuando nadie la pide, a fin de cuantas, si en un momento dado quieres ver una foto basta con darle a un botón y verla el tiempo que quieras y en el modo que quieras. A mí me gusta ver el histograma, que muchas veces resulta muy indicativo. Lo cierto es que en este tema yo casi estoy haciendo el camino inverso, obligarme a revisar las fotos antes de marchar, porque a veces al llegar a casa y verlas en el ordenador me queda una cara de tonto, diciendo: ¿pero cómo pude hacer esto?
    De todos modos estoy convencido de que poco se puede opinar de una foto hasta que la vemos en grande. En la pantallita todas se ven muy bonitas, en el ordenador es cuando se ve realmente lo que hicimos. Por esta misma razón tampoco borro nunca una foto.

  13. Hola, yo los sigo desde México y confieso que leyendo lo que publican he aprendido mucho acerca del maravilloso mundo de la fotografía. Gracias por tomarse el tiempo para compartir lo que saben a través de estos artículos. Saludos desde la ciudad de México.

  14. Interesante el post. Yo siempre llevo desactivada la visualización de la fotografía después de tomarla, y es buen ejerció. Y si miró algo, es el histograma.

    http://misfotoscbt.blogspot.com.es/

    http://www.flickr.com/photos/cabite30/

  15. Me encanta el consejo numero uno!! lo he llevado a la practica con al fish eye, se consiquen resultados muy interesantes, y tengo el carrete de la polaroid preparado para una salida de 8 fotos maximo, eso es un reto jejejej

    os dejo mi blog: http://desdeelotroladodelobjetivo.blogspot.com.es/

  16. vascofr dice:

    Me gusto muchisimo esta recomendación. Es muy cierto hay que volver a pensar.
    Hace unos meses sali con un reflex digital y una analogica. La premisa era usar un rollo de 36 en los 4 días eran 9 fotos por día. Volvi con montones fotos digitales y 36 analogicas. De las más o menos 300 digitales que tome, no creo que pudiese rescatar mas de 20 buenas y de las 36 analogicas pues 20 tambien. Lo pondre en practica con lo digital tambien.

  17. Muy buen post, exelenteeeeee, esto me ayudara mucho a la hora de practicar!!!

  18. walimai dice:

    Buen artículo, buenas sugerencias.
    Creo que es fundamental buscar nuestros límites y tratar de mejorar, siempre.
    Yo, en un principio, pensaba que, efectivamente, la fotografía digital era un chollo… se podían hacer muchas fotos, sin tener que revelarlas y gastar en ello. Pero eso lleva a la falta de reflexión al disparar y, actualmente, hago menos fotos para cada idea y hago más fotos reflexionadas, precalculadas; es cierto que siempre llevo la cámara conmigo, algo fundamental para mí, y que hago fotos en momentos que veo, que se me ‘aparecen’, pero he comprobado que es básico reflexionar bien antes de disparar y no hacerlo a la ligera porque, de hacerlo así, podemos acabar por tener un motón de imágenes de un motivo que nos gusta mucho, pero ninguna ‘redonda’.
    Otra cuestión es la edición. Yo al principio no editaba las imágenes, hasta que descubrí que, aun con sólo ligeros toques, podía conseguir mejorar sustancialmente una imagen. Posteriormente, buscando distintos efectos, he investigado distintas técnicas de edición, algunas más agresivas que otras pero, nuevamente, se trata de buscar los límites.
    Finalmente, y en cuanto a trucos para mejorar creo que los PROYECTOS ayudan. Yo había pensado hacer un proyecto 52, porque uno 365 me resulta agobiante… pero, finalmente, he comenzado dos proyectos, ambos relacionados con el tema de las bicicletas:
    – El primero, más afín a mi técnica habitual, es retratar bicicletas de mi ciudad (Salamanca), son mis SalaBiKES, bicicletas completas o pequeños detalles de ellas, siempre me ha gustado fijarme en estas pequeñas cosas. Aquí os lo dejo:
    http://www.flickr.com/photos/walimai/sets/72157628730147673/

    • walimai dice:

      – El segundo proyecto me resulta más difícil. Se trata de hacer retratos callejeros, pidiendo permiso y hablando con el retratado. Como excusa/motivo he buscado hacer fotos de gente que monta en bici por Salamanca, son mis SalaBiKERS. Esto me ha supuesto mucho más porque, por un lado, se me hace complicado parar a la gente, pedirles una foto e incluso pedirles que se coloquen de una determinada manera. Normalmente la gente accede de buena gana y se muestran simpáticos y colaboradores (sólo ha habido dos personas, de momento, que se han negado a que les hiciera una foto). Luego, en cuanto a la técnica, mi pequeña Lumix LX5, no me permite generar buenos desenfoques en los fondos de los retratos, con lo que tengo que jugar con otros parámetros para que las imágenes sean mínimente interesantes. Os lo dejo también por aquí:
      http://www.flickr.com/photos/walimai/sets/72157630089388682/

      Espero que os gusten.
      Saludos y gracias.

  19. jl_aguilera dice:

    saludos desde Caracas- Venezuela, primera vez que comento.

    Soy novato en el mundo de la fotografía, pero desde siempre me ha fascinado, sin embargo, llevo algún tiempo trabajando en la producción musical. Me permito comparar el hacer una fotografía a grabar un tema musical y esta comparación viene de la mano con el consejo de “hacer nuestra cámara analógica” puesto que, en la grabación de un tema, entre mejor se captura la señal generada por los instrumentos(o voces) menos es el post procesado que se deberá hacer para obtener el sonido deseado. Como productor me esfuerzo al máximo al momento de capturar la señal deseada, dejando el mínimo para el post procesado. Cuando compré mi primera cámara reflex, trasladé esta filosofía de trabajo a la fotografía (motivado a mi casi inexistente pericia en el manejo de las herramientas de edición de imágenes). Si bien los primeros días disparé mi cámara sin compasión para comprender su funcionamiento a medida que he aprendido disminuí mi números de disparo en búsqueda de mi “señal deseada” para hacer mi composiciones fotográficas lo más apegado a lo que quiero como resultado final para no tener que recurrir a las herramientas de procesado de imágenes.

  20. daymapm dice:

    Hola Mónica, me alegro mucho de saber que existen colegas como tú.
    Quisiera que evalues mi trabajo, de ser posible.
    SAludos.

  21. Excelente artículo, yo particularmente hay veces que hago demasiadas fotos,pero estoy tratando de hacer menos y más reflesionadas, incluso trato de no visionarlas al momento.
    Saludos

  22. arkanoss dice:

    Buen articulo, intentaré llevar a cabo algunas de esas prácticas.. sobretodo la de limitar el numero de fotos por salida, me parece una gran idea.

    http://www.flickr.com/photos/albertsar/

  23. Me lei todo y me encantoo :D esos son los ejercicios q desde ahora hechare a laburar :D saludos y a fotear se ah dicho :D

  24. Después de leer de nuevo este artículo he visto que si, que al menos en algunas cosas he tratado de seguirlo y sobre todo hacer el punto de el trípode móvil y el quitar el zoom procurando acercarme más a punto de atención, siempre que se pueda. Sino, me ha tocado recortar en algún viaje.

    https://www.flickr.com/photos/jasonmirandes

  25. Gracias.

  26. juanpsolf dice:

    Hola buenos días,

    Mchas gracias por el artículo. Da unas cuantas ideas muy interesantes. Yo siempre he sido partidario, en esta disciplina y en cualquier otra disciplina que implique el uso de cierto automatismos, de que hay que empezar por lo básico, hasta llegar a tener claros los conceptos clave en la fotografía (o en cualquier otra disciplina, como por ejemplo en el manejo de aviones, donde están empezando a haber accidentes con víctimas por la mala implementación de los automatismos y no tener claros los conceptos básicos, circunstancia que excede del ámbito de este debate.)

    En cualquier caso, con respecto al punto 1 (el no procesar opcionalmente las fotos) es un dilema mucho más amplio de lo que habéis expuesto aquí.

    Los fotógrafos profesionales en la época analógica disponían de su propio laboratorio, bien en casa, bien en su local de trabajo, para “procesar” las fotos o, incluso, manipularlas a su gusto. Habría sido interesante que insistiérais en este punto, sobre todo por los más jóvenes, que quizá no tenga esa perspectiva histórica.

    Es cierto que los aficionados “de a pie” que no podíamos permitirnos disponer de un (SIEMPRE CARO) laboratorio en casa, estábamos en manos de lo “artista” que se sintiera el operador del robot que rebelaba nuestros carretes en la tienda de turno.

    Pero que quede claro que en la época analógica también se retocaban y manipulaban las fotos, quizá no con los medios digitales que se dispone ahora, pero se podía hacer y se hizo. Hay una foto de Hitler y Franco en la reunión de Hendaya, en la que se hizo “crecer” a Franco, que era más bajito que el austríaco. Por tanto vosotros, desde una excelente plataforma como es DZOOM, tenéis la responsabilidad de no asociar falsos nostálgicos romanticismos de que poco menos que hacer fotos analógicas era trabajar “a pelo”.
    Por otra parte, insistir también, y ya termino, que el archivo de salida (por “output file” en inglés) en formato JPG ya está de por sí manipulado, ya que se ha comprimido, con un nivel de compresión que depende el usuario, se han incluido datos como el balance de blancos, geolocalización y demás… Que desdicen que esa foto sea muy pura y poco manipulada.

    Amén que en el propio menú de la mayoría de las cámaras, por sencillas que sea, uno ya puede elegir (se llama Picture Control en el caso de Nikon) el nivel de color de salida que quiere ya DESDE EL ORIGEN, como: Estándar, Neutro, Intenso (vívido en Canon), monocromo, retrato, paisaje y plano.

    Como véis no hace falta Photoshop para manipular una foto.

    Un saludo, Juan

Opina