¿Volver a la Fotografía Analógica para Seguir Aprendiendo?

Vivimos en la era digital y ésta nos regala, cada vez, máquinas más complejas capaces de hacer más cosas por ellas mismas. Sin embargo, suele haber un momento en la vida de todo fotógrafo (sobre todo en la vida de aquellos que han nacido en la época de la fotografía digital) en la que se siente cierta nostalgia por los carretes fotográficos.

¿Cómo puede ser que, teniendo todas las facilidades que nos ofrecen las cámaras digitales, de vez en cuando aún optemos por realizar fotografías analógicas? ¿Por qué nos llama tanto la atención la fotografía analógica? ¿Qué es lo que puede hacer que la fotografía analógica renazca en este mundo dominado por lo digital? y sobre todo, ¿qué nos puede aportar de nuevo la manera tradicional de hacer fotografía?

Lo Analógico y la Esencia de la Fotografía

Disparar en analógico nos transporta, inevitablemente, a la esencia de la fotografía clásica. Así que hacer fotos en carrete hará que nos reencontremos con todas las cosas buenas que la fotografía digital ha ido borrando de nuestras mentes. Esto implica que, a la hora de tomar estas fotografías, nos fijemos más, mimemos más nuestras imágenes y terminemos planteándonoslas como algo único e irrepetible y que, por lo tanto, nos obliga a ser plenamente conscientes de lo que estamos haciendo y por qué. En la fotografía analógica no existe Photoshop que nos arregle nuestros descuidos con los parámetros de exposición o que nos ayude a mejorar la composición que no hemos podido (o sabido) hacer mejor.

Sí, es cierto que el retoque fotográfico se ha llevado a cabo desde el principio de la fotografía, así que, técnicamente, sí existe un tipo de "Photoshop" que nos ayudaría a mejorar nuestras imágenes analógicas. Pero, siendo sinceros, ¿cuántos de nosotros revelamos los carretes con nuestras propias manos? Y aun siendo así, ¿cuántos de nosotros conocemos las técnicas de retoque analógico? Seguro que más de uno conoce estas técnicas, pero la inmensa mayoría de fotógrafos, no. Así que, para esta mayoría de personas, la fotografía analógica es sinónimo de fotografía en crudo.

También es cierto que existe la posibilidad de imprimir nuestras fotografías digitales, pero ¿imprimimos todas las imágenes que tomamos con nuestras cámaras digitales? De vez en cuando puede que sí, imprimamos alguna fotografía concreta, pero la mayoría de imágenes que generamos quedan perdidas en discos duros. Mientras que una fotografía en papel durará para siempre (si está bien conservada, evidentemente), ¿quién nos asegura que, de aquí a unos años, los ordenadores seguirán leyendo los archivos .jpg?

La Curiosidad Fotografió al Gato

Sobre todo para aquellos que nacimos en plena era digital, la fotografía analógica presenta una serie de características que pueden llamarnos la atención lo suficiente como para atrevernos a sumergirnos en este mundo y experimentar, por simple curiosidad, para ver cómo es esta manera distinta de hacer fotografía. ¿Qué características tiene la fotografía analógica que pueda provocarnos la curiosidad necesaria como para salir a comprar un par de carretes?

  • El grano. Tan distinto del ruido que se consigue con la fotografía digital. La película fotográfica es una emulsión de haluro de plata (para el blanco y negro) y de haluro de plata con distintos colorantes fotorreactivos (para el color), todo ello suspendido en una película plástica. Los granos que componen esta mezcla de sales pueden tener distintos tamaños: cuánto más sensible sea la película que estamos utilizando, más grandes serán los granos. O sea, más visible será el grano de nuestra fotografía. Si hablamos de los sensores de nuestras cámaras digitales, cuando aumentamos la sensibilidad de éstos, lo único que hace la máquina es amplificar el valor de luz que cada píxel del sensor recibe. Esto significa que el ruido digital siempre está presente en nuestras fotografías, pero cuando aumentamos la sensibilidad ISO, éste se amplifica y por lo tanto, se vuelve más visible. Sea como sea, el resultado final no es el mismo si hablamos de grano que si hablamos de ruido, así que experimentar con ambos puede ser una buena excusa para probar la fotografía analógica y ver en qué se diferencia de la digital.

  • Los formatos. En el mercado de las cámaras analógicas existe una gran variedad de formatos, según si se utiliza negativo de 35mm, de medio formato (120mm), de gran formato... Algunos de estos formatos pueden llegar a ser muy caros (tanto las cámaras que los usan como las películas fotográficas en sí) y por lo tanto, será difícil acceder a ellas para probar y experimentar. Sin embargo, acostumbrados como estamos a hacer fotografía siempre en digital, adentrarnos, por poco que podamos, en el mundo de los formatos analógicos, también nos puede dar un empujón creativo que haga que probar la fotografía analógica valga la pena.
  • El alto rango dinámico de los negativos. Las películas venían teniendo un rango dinámico mayor que los sensores de las cámaras digitales. Eso significa que, literalmente, las imágenes tomadas en uno u otro sistema, saldrán diferentes porque captarán las luces de manera distinta. Puede ser interesante probarlo, ¿no?
  • La resolución. Aunque no acostumbramos, por norma, a hacer grandes ampliaciones de las fotografías que tomamos, cuando compramos una cámara digital sí nos preocupamos de mirar cuántos megapíxeles nos puede ofrecer. Una fotografía tomada con una cámara analógica de 35mm podría llegar a equipararse con una fotografía digital tomada con una cámara de unos 30 megapíxeles. Esto significa que las ampliaciones que podemos hacer de una foto tomada en analógico, pueden llegar a ser mucho mejores que las realizadas con fotografías tomadas con las cámaras que solemos tener por casa.

Como dijo Albert Einstein: si buscas resultados distintos, no hagas siempre lo mismo. Así que si llevas ya un tiempo haciendo fotografía digital, cambiar momentáneamente los píxeles por los negativos puede ayudarte a vivir la fotografía de otra manera y esto te puede llevar a tener un nuevo empuje creativo, a tener ganas de hacer fotos distintas, de experimentar.

El Precio de la Fotografía Analógica: Barata y Cara al Mismo Tiempo

Cuando empiezas a buscar el equipo adecuado para dar rienda suelta a tu creatividad en la fotografía analógica, lo primero con lo que te sorprendes es en lo baratas que suelen ser estas cámaras. Especialmente si se compran en mercados de segunda mano o en Internet. Y la verdad es que hay verdaderas joyas fotográficas que, por ser muy antiguas, por estar en desuso o, simplemente, por desconocimiento del vendedor, tienen precios irrisorios. Esto significa que, con muy poca inversión económica, podemos hacernos con un muy buen equipo de fotografía analógica.

Además, si tenemos buen ojo a la hora de escoger, podremos aprovechar algunas de las cosas que compremos como analógicas para nuestro equipo digital y viceversa. Este es el caso, por ejemplo, de algunas cámaras Nikon, que utilizan la misma bayoneta para los objetivos tanto si son digitales como si son analógicos, así que se puede dar el caso de que podamos intercambiar y aprovechar lo que ya teníamos o ampliar nuestro equipo digital (que, en el fondo, es el que más vamos a usar) sin necesidad de gastar mucho dinero.

De todas maneras, cuando decidimos que queremos adquirir una cámara analógica, deberemos analizar qué tipo de cámara queremos pues no todas sirven para todo: existen las Toy Cameras (las cámaras "de juguete") como podrían ser las cámaras lomográficas, aquellas que son para conseguir fotografías originales, creativas y divertidas sin importar, en el fondo, la calidad técnica de estas.

Si lo que queremos es profundizar en el arte de la fotografía mediante la fotografía analógica, este tipo de cámaras quizás no nos ayude mucho pues acostumbran a ser automáticas (muchas de ellas vienen con una velocidad de obturación y apertura de diafragma determinado y fijo). Para este propósito, deberíamos buscar alguna cámara que nos permita modificar sus parámetros, como la mayoría de réflex analógicas.

Sin embargo, la fotografía analógica también tiene sus contras: el principal es que, mientras que hacerse con un equipo fotográfico analógico es relativamente barato, conseguir las fotografías que tomemos con él será bastante caro (especialmente si lo comparamos con la fotografía digital, en la que el coste por disparo es casi inexistente) pues deberemos comprar el carrete y posteriormente, llevarlo a revelar (o revelarlo nosotros mismos).

6179363662_509eab42f7_b

¿Es la Fotografía Analógica la Panacea?

Después de todo lo dicho, puede parecer que mi opinión personal es que la fotografía analógica es la cura de todos los males fotográficos. En absoluto: la fotografía digital nos ha dado muchísima libertad a la hora de experimentar, aprender y conocer nuestro equipo fotográfico. Sin embargo, esta misma libertad que nos ha ayudado en unas cosas, nos ha regalado unos vicios que pueden hacer que no disfrutemos de nuestra pasión por la fotografía como podría ser, por ejemplo, el disparo compulsivo que hará que tomemos 50 fotos para conseguir una sola imagen.

Volver a la fotografía analógica (aunque nunca hayamos estado realmente en ella) nos ayudará a vivir este arte de una manera distinta, de una manera más pausada, con más calma. Observando bien antes de hacer la foto, en el momento de hacer clic y después, al ver los resultados conseguidos. Así, con el tiempo, aprenderemos a fotografiar y no a tirar fotografías. Quizás volver a la fotografía analógica sea sólo una excusa para retomar una relación con la fotografía que, poco a poco, se ha ido deteriorando.

¿Y Tú?

¿Qué tipo de relación tienes con la fotografía? ¿Te has aventurado en la fotografía analógica alguna vez? ¿Empezaste, quizás, con la fotografía analógica y has terminado disparando en digital? Si es así... ¿qué echas de menos de la fotografía analógica? ¡Cuéntanos tu historia!

Nota: Este artículo se publicó el día 15 de abril de 2013 y ha sido revisado y reeditado por su interés el 17 de julio de 2015.

Enlaces Relacionados

Comentarios

  1. se puede aprender y mucho, por ejemplo muchas de las técnicas que en el photoshop puedes hacer, en el laboratorio ya se realizaban, por otro lado lo siento decir que volver es muy complicado no imposible pero casi, el problema es que los productos casi no se encuentran luego si se te estropea la ampliadoras tienes un problema ya que es complicado encontrar piezas de repuesto, luego uno de los aspectos mas importantes la luz roja la bombilla que son especiales son muy difíciles de encontrar ( no vale bombillas pintadas, o bombilla que son rojas), por ultimo los líquidos no se pueden tirar por el desagüe ni llevar a un punto limpio ya que tienen aluros de plata algo muy contaminante y si quedan empresas que te van a recoger lo bidones de tantos litros pero son contadas. en RESUMEN es muy bonito, pero muy difícil porque ya esta obsoleto.

  2. la verdad es que sí ha habido siempre retoque en analógico. Los famosos tapados por zonas, y por supuesto el tiempo que exponías el papel a la luz en la ampliadora.
    Y sobre todo, porque los fotómetros antiguos que traían las cámaras (si es que traían) no acertaban siempre.

    La correcta exposición se la dabas a la hora de positivar.
    Y zonas sobreexpuestas, con una cartulina recortada y un alambre, servían para tapar ciertas zonas.

    Yo he disfrutado mucho de mi laboratorio en BN. El tacto del papel, los liquidos, jugar con distintos papeles, unos más contrastados, otros más suaves, el olor de los líquidos, el ver como el papel en la cubeta va enseñándonos poco a poco una imagen….

    pero, era tanto tiempo y tanto trabajo, que bendita sea la tecnología.
    Las nuevas generaciones que no tuvieron analógico lo disfrutarán más.

  3. Hola Amigos, yo me inicie en la fotografía en la era analógica, revele mis propias fotos, y si, se podían hacer retoques a la hora de revelar, pero aun así, sigue siendo tu capacidad como fotógrafo o artista, el tipo y la calidad de fotos que salían.
    Hoy casi obligada tuve que entrar en la era digital, casi no se consiguen productos analógicos, y los pocos que hay son de muy mala calidad, aun así, sigo con mañas analógicas, no me gusta mucho usar photoshop, sigo jugando con eso de pocos disparos pero buenos. y en mi humilde opiñon, tengo nostalgia de lo analógico, la ansiedad al momento de revelar, ver el resultado, tener las impresiones en la mano. Definitivamente, las nuevas generaciones deberían probar la vieja escuela

  4. Soy muy nuevo en digital,llevo un mes con camara digital,y lo unico bueno que veo de la digital es que disparar es barato…………Ya se han ocupado de que el material de laboratorio sea caro,y dificil de encontrar,para que tengamos que caer en manos del digital.Pero el que a montado sus carretes(con latas de pelicula,y chasis de plastico) y luego de disparar se lo lleva a casa,los revela,cuelga el negativo,con muuuucho miedo de que no se raye o coja polvo, despues se mete en el laboratorio,hace tiras de contacto,elige una toma,y empieza un proceso de enmascarados,de tiempos, de pruebas………….esa persona es un artesano,por que ha hecho algo con sus manos(independientemente de la calidad de la foto)y ver nacer tu fotografia poco a poco,eso no tiene comparacion……….La digital es rapida,barata,e incluso mas limpia,pero solo el que a olido los quimicos de BYN sabe lo que el arte de la fotografia te enseña……PACIENCIA.Pero si disparaseis con analogico entenderiais que las prisas no son buenas…………..Un saludo y nos vemos escribiendo con luz………..

  5. pecaminoso dice:

    Hola, yo en particular estoy empezando a volver atrás, tengo varias digitales, pero hace poco he adquirido una nueva cámara, no voy hacer publicidad de ella, pero es completamente manual, en cuanto a si es caro o barato el tiempo lo dirá, pero la digital tampoco es barato, comento el por que.
    Cámara Full Frame (indiferente marca) objetivos varios, en mi caso un 135mm, 85mm, 35mm y un gran angular 17-40mm, filtros varios serie Z, ordenador en mi caso Mac, software varios (ya se que existe las descargas ilegales), discos duros varios, precio +- 9.000? así que de barato poco.
    Cámara analógica de formato medio de segunda mano, con un objetivo de 50mm, 80mm y un150mm,, ampliadora de segunda mano (esta la opción de llevarlo a un laboratorio) escáner para digitalizar, líquidos y demás cositas, +- 1.500?
    Hay mucha diferencia ¿no? Anda que no da para papel, líquidos, película, etc.??.
    Ahora es cierto que con la digital lo ves al momento, que una de las ventajas que tiene, cada uno de los sistemas tiene sus ventajas y desventajas.

    • SGC dice:

      Disculpa, pecaminoso.

      No me parece muy coherente tu comparativa. Ten en cuenta que un escaner para negativos medianamente bueno, ya vale esos 1500 euros que tu asocias a todo tu sistema analógico. Pero hay más, se te ha olvidado que el escaner hay que conectarlo a un ordenador ¿verdad? Por lo que veo no lo has añadido al precio del conjunto.

      Por otro lado, estoy seguro que tus objetivos digitales son auto foco ¿verdad? ¿Los analógicos también? Me da que no…

      Perdona pero me parece poco serio. En analógico te puedes gastar lo mismo o más que en digital. Solo hay que estar dispuesto.

      Saludos.

      • pecaminoso dice:

        En lo del escáner me has pillado jjjjj pero los hay por 200? para copias de 30×30, en cuanto a lo del AF de los objetivos los hay, todo depende de lo que busques y de lo que te quieras gastar.

        Pero vamos te puedo decir que es verdad, que si te quieres gastar dinero y lo tienes te sale por igual si te vas a lo mejor.

        Mamiya 645AF con un 80mm AF los tienes por 650? si buscas bien.

        • SGC dice:

          Por 200 euros, poco escaner de negativos y diapos vas a conseguir. Te recuerdo que los laboratorios tenían (algunos todavía conservan) carísimos escaners de tambor capaces de ampliaciones del 3000%, muy, muy lejos de la calidad que se puede conseguir con los mejores planos. Y mucho menos de ese precio que comentas.

          Ahora bien, para escanear la foto ya impresa, vale casi cualquier cosa, pero sigue sin ser lo mismo.

          Saludos.

          • pitergabriel dice:

            Epson V500: escaner de negativos y diapo. Precio: menos de 200€ (yo pillé una oferta loca y me costó menos de 100€).

            Respecto a lo del autofocus… ¿se inventó con el digital y antes no había? Me temo que surgió a inicios-mediados los 80. Aún le faltaba al digital un poquito. Nikon F4 y 50mm AF ronda los 300€ aprox.

      • antonio.sorlozano dice:

        Un escaner medianamente bueno 1500… ¡por Diós! ¡Hasta donde vamos a llegar! Aplicarse un poco de seriedad no vendría mal tampoco…

  6. SGC dice:

    Muy buenas a todos.

    Como muchos de vosotros, empecé en la era analógica pero no revelé jamás. Me pasé a la diapositiva cansado de que el laboratorio me aclarara un negativo que yo había subexpuesto adrede. Al menos, con las diapos, parecía que la exposición la decidías tu mismo y eso me gustaba. Pero luego aparecieron otros problemas relacionados con el buen o mal estado de los líquidos reveladores. Hace una gracia enorme recoger tus fotos de las vacaciones y ver que han sido destrozadas por el propio laboratorio. Luego, para verlas, prepara el proyector, la pantalla, mete las diapos en el carrito y espera a que sea de noche o cierra las persianas. Una maravilla. Cuando hacía negativos, recogía las fotos reveladas en el formato habitual de la época de 9x13cm o el supergigante de 10×15. Casi nada.

    Cuando hablamos de imprimir las fotos, hay que tener en cuenta que antes no había otra solución, pero hoy sí tenemos alternativas y muy buenas.

    De todos modos, me pregunto ¿Cuál es el fin último de la fotografía? Capturar imágenes ¿verdad? Es cierto que eso se puede hacer en ambos mundos pero la facilidad, la calidad y las posibilidades del producto final en el digital es muy superior.

    ¿Echar de menos el analógico? Para nada, señoras y señores.

    Melancolías aparte, no encuentro ni un solo motivo por el que eche de menos la era analógica.

    Un saludo.

    PD: Mònica, buen tema has sacado.

    • A mi me gusta culquier tipo de fotografia,hasta con una caja estenopeica jajajajajaja.SCG te doy un motivo que ya he expuesto……….con analogico,te piensas muuuy mucho la foto,por que si no tienes claro lo que estas haciendo,el trabajo que conlleva revelar y ampliar es mas incomodo,y nostalgias a parte jejejejejejeje nadie le gusta equivocarse jajajajajajaja,en analogico, NO puedes disparar y ver en el momentolo que haces,y corregir.No creo que se eche de menos el analogico,simplemente se lo han cargado,por intereses comerciales.Dentro de 50 años ¿crees que nuestras camaras digitales seguiran operativas jajajajajajajajajaja?Un saludo,y al que quiera revelar y ampliar en BYN yo todavia tengo laboratorio analogico en casa,y lopongo a disposicion de el que le haga falta…………

      • SGC dice:

        Es posible que tengas razón, compañero sombragris69. Lo que ocurre es que yo no he cambiado demasiado a la hora de disparar. Escueto era antes y escueto soy ahora. Lo que sí es cierto es que los errores son más baratos en digital y eso hace que escuezan menos, jejeje, pero también he aprendido muchísimo más con estas nuevas tecnologías.

        A quién le importa lo que ocurra dentro de 50 años, fotográficamente hablando. Para empezar, yo no creo que esté para verlo… Lo que sí es cierto es que la tecnología está avanzando de manera exponencial. Eso junto a la obsolescencia programada hará que todo se quede “viejo” de inmediato. Pero la realidad es que la calidad conseguida hoy en día, en digital, no tiene nada que ver con la de hace 10 años.

        Un saludo.

    • SGC de acuerdo contigo, (en ambos comentarios)..Saludos.

  7. A mi estas dicotomías me parecen de surrealistas….vamos a ver, pero si mi primera máquina era un telemétrica manual total, la segunda un reflex más de lo mismo y así durante años y eso te servía para saber de que va el rollo general de las cuatro madres del cordero, S,A,ISO y profundidad de campo, pues ya está…hala ya pasó el sufrir y ahora toca lo digital en esto y en todo. Ahora bien, yo veo una fotografía analógica de las buenas y me muero de envidia, pero eso ahora no se puede hacer, no hay ni siquiera tiempo…pero si está la gente con el Instagram y toda la bazofia esa que no mean. La fotografía será siempre pintar con luz y siempre habrá o debería haber un cerebrito detrás de toda la maraña tecnológica y sin eso da lo mismo usar una caja oscura o una Leica de a mil euros el gramo.

    • SGC dice:

      Lo que es realmente surrealista es soltar un comentario determinado para acabar diciendo que todo depende del fotógrafo. Eso ha sido, es y siempre será condición indispensable para una buena foto. Pero el tema es otro ¿Cuántas fotos buenas se han perdido en analógico por no disponer de mejor tecnología o por errores ajenos al propio fotógrafo?

      Yo, que soy un mindundi, un don nadie, hago unas fotos nocturnas impensables en analógico. Eso sin contar que puedes salir a la calle con el equivalente a una docena de carretes con valores ISO (ASA) distintos, olvidarte del balance de blancos en el momento de la toma si disparas en RAW, o repetir una foto casi irrepetible por que has podido previsualizar “in-situ”.

      Eso es como decir que antes era más emocionante viajar 5 personas en un Seat 600, con su correspondiente baca repleta de maletas y meterse en autopista a sus reglamentarios 120 Km/h. Un disparate, vamos.

      Mis analógicas sirven para hacer bonito en mi estantería y poco más.

      Un saludo.

  8. pepeamaya dice:

    Hola a todos, que buenos comentarios dejan, yo soy Diseñador Gráfico, y me apasiona la Fotografía, acabo de comprar una reflex minolta srt-102 y aunque me topo con tantas dificultades para revelar mis fotos sigo en la lucha, tal vez mas adelante tenga que hacerme de todo el equipo del laboratorio quien sabe, pero al final lo que importa es el resultado de toda la creativad aplicada en el proceso :)

  9. HMeza dice:

    Hola a todos, hace menos de un mes que tengo una hermosa K1000, he tirado un par de rollos con ella y me encanta, con la cámara digital el típico comentario era “que buena cámara”, ahora muestro las fotos de esta cámara con mucho mas orgullo e incluso no me creen que las he tomado con una cámara de los 70, que se fabricó hasta los 90 y aun toma mejores fotos que cualquier cámara que no sea una reflex digital, si al final lo único que necesitamos para hacer fotos es una cámara con fotometro, que sea manual y nos permita ajustar a nosotros los parámetros, el resto son ayudas y automatismos que facilitan las cosas, si lo haces por gusto creo que menos ayuda es mejor, prefiero quedarme con 30 de 36 fotos, que con 30 de 300.

    Esta es mi camarita :)
    http://500px.com/photo/30872905

  10. jatcore dice:

    Vaya pedazo de artículo, sí señor. No es que sea la primera vez que leo o escucho algo como este artículo, pero me parece una verdad como un templo.

    “La fotografía digital nos ha dado muchísima libertad a la hora de experimentar, aprender y conocer nuestro equipo fotográfico. Sin embargo, esta misma libertad que nos ha ayudado en unas cosas, nos ha regalado unos vicios que pueden hacer que no disfrutemos”

  11. manolov dice:

    Yo creo que la fotografía analógica ha quedado para los fotógrafos profesionales y la digital para el gran público. Empecé a fotografiar en analógico y tuve que dejarlo porque no podia costearmelo.
    Lo digital ha popularizado el arte de la fotografía con lo bueno y malo que ello conlleva.

  12. iMacnuel dice:

    [modo broma]

    Yo estoy por comprarme una máquina de fax, desde que se inventó el correo electrónico ésto no es lo mismo. Ya cualquiera tiene una cuenta de correo y te bombardean con mensajes porque no cuestan nada. Al menos antes tenías el coste de la llamada y se era más selectivo y se pensaba antes de enviarlo XD Además estaba que si ponías el toner, el papel, etc. No como ahora, el correo masivo, qué espanto. XXD

    La próxima semana: el vinilo, abandonemos el spotify ;)

    [/modo broma]

    Ahora en serio:

    Solo lo veo como medio de expresión para artistas y algún casos especiales.

  13. Aldo Soto dice:

    Yo particularmente vengo de la fotografia analoga, y pues recuerdo la paciencia que se debia de tener para tomar una fotografia, tener la camara bien enfocada, la medicion correcta de la luz, el usar casi siempre rollos de Iso 100, que eran los mas baratos, pero el apreciar el particular color de la fotografia film, y el recuerdo palpable de una foto en negativo o impresa.

    Creo que la mejor escuela que he podido tener ha sido aprender a fotografiar en film, en la epoca que no tenia rafaga para disparar, ni por lo menos 11 puntos de enfoque automatico, y ni pensar en objetivos VR, o diferentes modos de medir la luz, y sobre todo, la emocion de esperar a revelar lo que se habia tomado.

  14. Tossut dice:

    Creo que volver al carrete de vez en cuando es un buen entreno, nos frenamos a la hora de pulsar el disparador.
    Tambien empece con esta afición cuando las cámaras eran de película, y ahora que esos equipos que valían lo que no estaba escrito en los libros pueden comprarse de segunda mano a buen precio, no me lo he pensado, me hice con una EOS3, y disfruto cuando la uso, asi de simple.

  15. Amigo: te veo muy nostálgico. En mis años de juventud apenas pude conseguir la cámara analógica reflex y disparar muy de vez en cuando por los costos. Este hecho limita la posibilidad de que la fotografía se vuelva un arte masivo y esta es la gran ganancia de la digital. Ahora casi todo el mundo tiene su cámara y disfruta sus fotos, guarda sus recuerdos y los comparte, con una enorme facilidad.
    Además, no lo han dicho, la era de la fotografía digital ¡¡apenas comienza!! Imaginemos lo que podremos tener en 5 0 10 años mas.

  16. Lo siento, me molesta. Y la verdad es que es absurda mi reclamación. Todo seguirá igual. Aunque yo siga insistiendo desde hace años.
    A la fotografía, antes de la era digital se le llamaba fotografía. Y no entiendo porqué se le llama analógica ahora, porque antes nadie osaba utilizar tal término. De analógico no tiene nada… ( y si no, mirar en la RAE, que para eso está).
    Somos tan simples que como sale lo digital, pues nada, a llamarlo analógico porque debe ser lo contrario…..
    Si quieres diferenciarlo, pues llámalo fotografía química y quedas tan bien.

    No he podido leer el artículo, por lo dicho al principio…
    Y seguro que en esencia es muy interesante….
    Saludos.

    • SGC dice:

      Y si tuvieras que clasificar la fotografía química dentro de un ámbito digital o analógico, ¿con cual de ellos la asociarías?

      Puestos a divagar, antes de que existiera la fotografía química, existía la pintura, que también servía para plasmar un retrato, paisaje o instante de la vida cotidiana. Y menudo control de la luz que se tenía (y se tiene).

      Pero lo mejor es que no veo a ningún pintor rasgándose las vestiduras, molestándose, por culpa del inevitable avance.

      Un saludo.

      • No quiero polemizar, pero creo que no me has entendido.

        El concepto analógico no existe en fotografía. En origen fue química y ahora además es digital. Nunca fue analógica (mira el diccionario).

        Supongo que la confusión viene de los relojes analógicos, que luego fueron digitales y por extensión se aplica esta definición popular a la fotografía, sin pensar que no tiene nada que ver….

        También se cree que las lentejas tienen mucho hierro y no es cierto. Fue por un error al transcribir la cantidad de hierro en un estudio y se quedó así. Y no hay quien lo cambie. En fotografía pasará lo mismo.

        Saludos,

        http://www.joseparre.es

        • SGC dice:

          Para nada es polémico lo que dices. Tiene mucho sentido y me has hecho pensar en el tema de manera diferente.

          Si no entiendo mal, analógico significa continuo. El mundo digital está cuantificado por los pixeles mientras que el químico lo está por el tamaño de los granos de haluro de plata. ¿Es eso lo que quieres decir?

          Saludos.

          • Exacto, ahora sí.
            Según la RAE Analógico: Dicho de un aparato o de un instrumento de medida que la representa mediante variables continuas, análogas a las magnitudes correspondientes.
            Por ejemplo, como te decía de los relojes con manecillas, éstas representan el tiempo mediante variables continuas.
            Luego salieron los digitales que también representaban el tiempo pero con dígitos.
            Y supongo que por extensión se aplicó la creencia de que todo lo que no fuera digital sería analógico.
            Y le tocó a la fotografía también.

            Saludos.

            PD.Ya he leído el artículo y me ha gustado mucho.

  17. xordiet dice:

    Buen artículo, yo empecé con la analógica… que recuerdos [suspiro] tendría unos 15 años y si había edición en el laboratorio, las reservas en el positivado para compensar sobreexposiciones parciales, los virados, e incluso exponer el mismo papel con dos negativos para un fotomontaje… la verdad, entre mi inexperiencia de la época y la dificultad de la técnica, no salían grandes resultados, hay que reconocer que con el Photoshop hemos mejorado mucho en este aspecto…
    pero si que es cierto que cuando vuelvo a coger mis viejas cámaras analógicas (y alguna nueva que estoy recuperando) me entra un gusanillo en la barriga, eso que llamamos nostalgia, supongo…
    Y hay algo más, que nos aporta la foto analógica, APRENDER en mayúsculas, puesto que todo lo que se hace ahora en digital es un reflejo del analógico… y bueno hacer unos cuantos carretes y coquetear con la emulsión nos ayuda a entender mejor los megapíxeles, el AV y TV de la cámara, etc… es como escribir, esta bién hacerlo en ordenador con un teclado, pero… mejor si antes aprendemos las letras a mano, no?
    y ahora alguien me dirá… pues antes del analógico había otras técnicas… cierto, y no esta mal jugar con ellas… para entender el analógico… así que he hecho algún experimento estenopeico, si al final todo es un divertimento, pasémoslo en grande…

  18. Leí hace algún tiempo, un fotógrafo (y no cualquier fotógrafo) dijo una vez que si de verdad quieres aprender fotografía, cómprate una buena cámara de 35mm, un buen objetivo de 35 o 50 y dispara durante todo un año solamente en negativo de ByN.
    Lo que está claro que la era digital ha traído mucha comodidad a la hora de procesar y la rapidez a la hora de mandar fotos a las publicaciones, amén de otras ventajas. Pero también se está perdiendo a la hora de “entrenar” el ojo, de captar el “momento justo” en un solo disparo y no en un fotograma de los 8 o 10 que has captado manteniendo el botón apretado y a mi parecer, calidad…
    Como ya se ha comentado en el artículo, el rango dinámico de los “carretes” es superior a los sensores que se fabrican hoy en día, y los colores químicos son mucho mejores. Hoy en día, los profesionales también todavía usan analógico sobre todo los que trabajan con cámaras de gran formato puesto que respaldo digital para esas cámaras pueden costar más de 120.000 euros y las hasselblad ya sabemos el precio que rondan… Es más, en el mundo del cine y series, podemos ver que todavía ruedan en analógico y con una calidad que más quisieran algunas películas “taquilleras”.
    Yo en mi caso, para las publicaciones, digital y para fotografías mías, analógico, prefiero perder el tiempo revelando en el laboratorio que enfrente del ordenador.

  19. La eterna discusión…

    Yo disparo con negativos cuando se me apetece ir en plan tranquilo, sin prisas, y sobre todo cuando quiero hacer fotografía en estado puro. El resto, digital siempre. De todas formas, fotografías son ambas.

    Eso sí, el autor del artículo se ha columpiado bien cuando dice eso de no se sabe si el formato jpg va a seguir dentro de unos años jajaja

  20. Efectivamente, un sistema analógico se define por ser un sistema de intervalos infinitesimales, en los que la unidad de medida viene dada por la precisión del aparato de medida. En oposición, un sistema digital es un sistema de intervalos finitos, en los que la unidad de medida mínima, depende del propio sistema. Buenos ejemplos son una rampa VS una escalera, dónde la medida mínima para subir la rampa la da el aparato de medida. Si uso el paso de un hombre, la medida mínima será el tamaño del pie de ese hombre, pero si uso el paso de hormiga, la medida mínima será la pata de la hormiga. En cambio, la medida mínima para una escalera es “un escalón”. Así, no importa quien suba la escalera, el paso más pequeño que puede dar será “un escalón”, puesto que no hay forma de subir medio escalón, o 1/4 de escalón. La medida mínima, la da el sistema. Otro buen ejemplo es un reloj de agujas y otro con una pantalla con dígitos numéricos, en el de agujas, la precisión la da el ojo humano ¿que medida mínima puedes apreciar? ¿eres capaz de detectar cuando el segundero pasa exactamente por el punto de 0,01 décimas de segundo?… Probablemente no, sin embargo, la aguja pasa por ese punto con total seguridad. EN el caso del reloj con una pantalla que muestra dígitos numéricos, la precisión la da el propio reloj, puesto que desde el principio fue fabricado para que muestre intervalos de segundo en segundo, o de décima de segundo en décima de segundo.

    Con la fotografía pasa algo parecido … Lo que la gente suele llamar “fotografía analógica” es en realidad “fotografía química”, y técnicamente, es tan digital como lo que conocemos hoy en día por fotografía digital, puesto que, si con una cámara DSLR la unidad mínima con que puedo captar la luz de la escena es “un píxel”, en la fotografía química, dicha unidad es “un grano del haluro de plata de la emulsión que tenga la película”.

    Por último, mencionar que existen cámaras mecánicas, electro-mecánicas, y electrónicas, que hacen fotografía química o fotografía digital… En ningún caso, ya sea por el tipo de soporte o por el tipo de cámara, existe la “fotografía Analógica”.

    Un saludo,

  21. Para los enamorados, curiosos o practicantes de lo analógico, dentro de solo 20 días… el festival Revela-T

    http://revela-t.cat/2013

  22. Me encantaría poder asistir al festival Revela-t. En Palma he organizado algún que otro paseo con cámaras de carrete y nos lo hemos pasado estupendo. A continuación hicimos el revelado doméstico, en casa de uno de los participantes y ya tuvimos una experiencia única. Algunos de los que asistieron era la primera vez que tenían en la mano un carrete.
    Vuestra propuesta, con talleres, charlas y ponencias, con ponentes de la talla de los que habéis conseguido, seguro que será un acontecimiento para no perderse. A disfrutar. Un saludo.

  23. Gabrielgmz dice:

    En verdad que me ha parecido una excelente entrada. En mi caso nunca he dejado la fotografía analógica (con la que me críe desde pequeño -mi primer cámara fue una RICOH de 35mm, que aún conservo en uso-). Creo que ambos tipos de fotografía se pueden combinar; por ejemplo, a veces uso un objetivo o teleobjetivo analógico que encaje con mi Nikon DSLR (y como la medida de las entradas siempre ha sido igual, yo encantado). Igualmente cuando salgo a sesión nunca me olvido llevar mi Nikon Photomic FTN -una verdadera joya- que sorprendentemente resulta más versatil y cómoda en las sesiones de calle, campo, etcétera (exteriores) a comparación de cualquier DSLR, y la óptica brinda una resolución hermosa. Disculpen si he sido muy cursi en mi comentario, pero he estado enamorado de la fotografía analógica de toda la vida y, aún siento emoción y nadie me quita la sonrisa cuando tengo mi SLR en la mano.
    Inténtenlo, se los recomiendo.
    Saludos y ¡suerte!
    http://www.flickr.com/photos/gabrielgmzfoto/8378626449/

  24. Davorock dice:

    Acabo de adquirir una Canon AE-1 program a ver que pasa xD

  25. mj dice:

    Hola a todos! Por si le interesa a alguien, yo vendo una cámara réflex analógica. Es una Canon EOS – 500 N. Objetivo 28-80 mm y lleva flash incorporado. La vendo con su funda original. Pido 45 euros. Gracias!

  26. SERVIFOTO dice:

    La verdad pienso volver a la fotografía química aunque sea a medias por lo menos, porque no puedo seguir la carrera de los mega pixeles, en el campo estrictamente profesional, en el aficionado no me importa tanto, pero hay presión y poco dinero, además la película tienen la ventaja de un amplio rango dinámico que seguro no tengo con un sensor, las cámaras de película se consiguen a precio competitivo y la película, pues depende de lo que quieras hacer si un trabajo profesional ó por simple gusto y diversión de disparar película, pero invariablemente los Pack de películas desaparecen de los anaqueles cada semana prueba de que la gente sigue comprando. El revelado en laboratorio, pues depende de la localidad y el laboratorio donde se haga ó si uno mismo hace el revelado todo depende…

  27. SERVIFOTO dice:

    Otra razón de peso, es que muchos de los fotógrafos digitales quieren ó mejor dicho queremos y me incluyo, dar un toque que solo la película, le puede dar y gastamos dinero en software tratando de emular colores, contrates y granos de las viejas películas ¿Por qué emular colores y texturas de películas vía digital?, cuando se puede tener todavía fotos con los colores y texturas de la película Original…

    • Parisienes dice:

      La pregunta sería por qué emular el grano del analógico. Es como querer emular un viaje al fin del mundo en un Ford T. Analógico es casi sinónimo de decadencia.

  28. German Diego dice:

    La técnica viene de la tecnología análoga en Fotografía, el funcionamiento mecánico es similar, a la fotografía digital solo le hace falta estandarizar algunas cosas como RAW y ya, jamás volvería a la fotografía análoga, en especial a respirar todos esos químicos cancerígenos de un cuarto oscuro.

  29. Buenísimo artículo y bien explicado.
    Yo jubile mi Yashica fx 3 en el 2008 solo tuve esa y dos objetivos también guarde en el trastero la ampliadora las cubetas la pantalla y el proyector de dispositivas etc.
    Estuve 28 años disfrutando del analógico y ahora llevo 7 disfrutando del digital….me ha costado mucho enterarme de que va y agradezco a dzoom pues para mi ha sido mi mejor maestro.
    Teneis unos artículos muy buenos.

  30. matlok33 dice:

    Hola!
    Asi como volvieron los vinilos (para mi gusto, lo mejor!) tambien vuelve la foto analogica?
    Maravilloso!
    Tengo una Minolta XG-9, con un Rokkor 45mm, un zoom Vivitar 70-300mm, un multiplicador vivitar, y un flash Kako Nº25.
    Me inicie en la foto en 1981, despues, por motivos economicos, abandone todo durante muchos años, solo hacia algunas fotos familiares.
    El año pasado, pude al fin alcanzar una Canon T4, con la que estoy muy, muy contento.
    Pero…. No logro aquellas fotografias de la Minolta.
    No hay caso, me cuesta muchisimo adaptarme a la foto digital, y sobre todo, como decis en la nota, suelo perder algunas tomas porque tardo mucho preparando la foto, enfocando, encuadrando, buscando la luz y las sombras adecuadas, y cuando termino, a veces, ya fue!
    Es el vicio que me quedo de la analogica: las foto la sacaba solo cuando tenia todo bajo control, no podia andar tirando fotos a lo loco, eran muy caras!
    La camara digital es muy practica, me gusta, se obtienen buenas tomas, pero todavia, no pude adaptarme a ella, aunque con practica, creo que lo voy a lograr.
    Buen articulo.
    Gracias

  31. Parisienes dice:

    Para mí, no entiendo como se puede sentir nostalgia de algo que no se ha vivido, ya que se menciona partiendo de alguien que nació en la era digital. Más bien diría que entonces se trata de curiosidad. Para mí que conocí el analógico ni diablos que siento nostalgia. Por favor!: Es como sentir nostalgia de automóviles de hace treinta años. Decir que viajar más lento, peor y más incómodo te enseña a conducir. Sí, algo así decía Fangio sobre los viejos autos de carrera: que te dolían tanto los brazos en la carrera que tenías que estar muy en forma. Pamplinas. Hoy lo digital es todo mejor: rapidez, sencillez y posibilidades. Y si quieres pensarte la foto, también puedes hacerlo. A mí por ejemplo no me gusta disparar a diestra y siniestra. Tómalo como que en vez de gastar rollos estás gastando obturador y listo.

  32. Yo aún la uso, pero para afinar el tiro voy con la digital también y así elijo bien los parámetros, para luego sacar una buena imagen, o al menos con el toque que quiero

  33. MarieAndre dice:

    Hola, estoy interesada en la fotografía análoga porque me resulta muy interesante y diferente, sobre todo porque he descubierto a una fotógrafa estadounidense Vivian Maier que utilizaba una Rolleiflex 6×6 y me he enganchado sobre film photography, y lo mas increíble es que esta cámara no están costosa a pesar de tener un recorrido histórico hasta el punto de usarla incluso el mismo Robert Capa, yo apenas estoy comenzando incluso con la fotografía digital tengo una Canon Rebel T1i, esta un poco desactualizada porque incluso ya salió la 5, pero para empezar esta perfecta. Me gustaría tener recomendaciones antes de comprar Rolleiflex 6×6.
    Muchas gracias (:

  34. juliogutierrez48 dice:

    Gracias por artículo. A mí sí me ha hecho revivir tiempos no tan viejos.
    Mi primera cámara, allá por 1959, fue la española WESA_I, fabricada por Certex. Si bien tenía una lente acromática, era impensable hacer fotos en color con ella, entre otras cosas porque el precio de las películas era prohibitivo para el bolsillo de un adolescente.
    Cuando tuve el poder adquisitivo como para comprar una réflex, solo pude hacerme con una completamente manual, la Nikkormat, aquella que tenía el anillo de velocidades en la bayoneta. Por mucho tiempo seguí haciendo fotos en blanco y negro y enseguida lo combiné con las diapositivas (normalmente a 64 ASA). Por supuesto que hice muchas fotos en color con revelado sobre papel, sobre todo cuando había que repartir copias entre los amigos y/o la familia. Todo un mundo diferente al mal llamado digital, como José Francisco Parreño ha matizado con gran acierto (deberíamos apellidar electrónica a la nueva fotografía, frente a la fotografía clásica o química).
    Aprendí a revelar y trabajar en el revelado, aunque nunca hice aquellos retoques que sabían hacer, con pincel, los fotógrafos que tenían estudios abiertos al público y se ganaban la vida haciendo fotos de familia y retratos para intercambiar entre los novios. Nada que envidiar al Photoshop.
    Era todo un reto, en ausencia de automatismos y con un fotómetro muy bueno, pero inservible en exposiciones largas, hacer fotos nocturnas calculando a ojo la luz y sin tener que desechar aquella toma. Uno iba a recoger el resultado con la duda de cuantas fotos habrían salido bien en un carrete de 36 (al que normalmente se le llegaban a sacar hasta tres fotos más, si uno se las ingeniaba para cargar la cámara en la oscuridad). Aprendí enseguida que el revelado de las fotografías de las vacaciones de verano (que tardaba en llegar más de una semana) se debía hacer a mediados de octubre, para evitar que los productos químicos de las empresas dedicadas al negocio estuvieran “agotados”.
    Me pasaría horas escribiendo sobre las experiencias de aquellos años.
    Mi primer contacto con la fotografía electrónica fue con una cámara HP que trajo mi hijo de EE.UU., y que enseguida deseché porque, desde que se tomaba la decisión del disparo hasta que el sensor enviaba la información a la electrónica, pasaba tanto tiempo que nunca se obtenía la instantánea deseada (imposible hacer fotos de niños jugando).
    Cuando salió la D60, tomé por fin la decisión de abandonar la peregrinación por los sitios más insospechados para encontrar películas y, peor aún, revelarlas. Me enfrenté, entonces, a todo un mundo nuevo en el que los parámetros del software de la cámara tienen más importancia que la creatividad del fotógrafo. Parámetros que, si no se dominan en su totalidad, terminan arruinando tu afición o convirtiendo tu cámara en un trasto inútil que solo hace buenas fotos en modo automático. La contrapartida significa pasar muchas horas estudiando el manual de la cámara y haciendo pruebas o, lo que hace la mayoría, hacer tantas tomas como se necesiten hasta conseguir un resultado pasable, al fin y al cabo es gratis y en el acto.
    ¿Qué es lo que más echo de menos de la fotografía clásica? Las ayudas al enfoque proporcionadas por las cámaras antiguas. El enfoque automático, ya propio de las últimas cámaras caras de la era química, ha hecho tan impracticable el enfoque manual que, a veces, uno se siente impotente de sacar una buena toma jugando con la profundidad de campo.
    Eso sí, guardo todas mis cámaras, mis objetivos y, por supuesto los negativos.

  35. nash flash dice:

    Buen artículo!!!
    Adivinen cual de estas fué con mi vieja análoga :D

    https://500px.com/nazareth_j0sue

  36. manuelmataco dice:

    Fotografía amateur es lo mío. Vengo desde las analógicas. Claro que, como muchos ahora lo digital es lo diario. Es práctico y en muchos sentidos económico. Ciertamente es que cuando todas las tomas eran analógicas ( en mi caso ) aprendíamos a elegir momentos, luz y parámetros para cada caso. Si habré tirado rollos !!!!
    Lo comparo como “escribir a máquina” un texto o, como es ahora lo habitual usar un ordenador (procesador de texto). En aquel tiempo, no existía el corrector ortográfico, la buena ortografía era tu propio patrimonio…
    Saludos a todos…

  37. mariogarza dice:

    La fotografia Analoga es una delicia y te enseña a pensar tu tiro, adios rafagas y adios horas editando basura… les comparto… http://mariogarzafotografia.com/2015-2/

  38. vegafer dice:

    La fotografia analogica es la base de la fotografia y para mi modo de entender cualquiera que se quiera llamar fotografo profesional deberia dominar esta y concoerla bien a fondo de hecho mi padre la primera vez que cogio una camara digital no tuvo que hacer miles de fotos para esciger una hizo las mismas de siempre y como siempre perfectas sin tener ni idea de lo que era una camara digital en cierto modo para el era una camara y punto y sabiendo la base como sus 50 años de experiencia fotografiaca le salieron unas fotos perfectas sin falta de retocar ni usar photoshop por que si dominas la fotografia los nuevos recursos son buenos pero puedes no necesitarlos si eres bueno y el concoer y dominar la analogica creo que es el principio para dominar la digital. Y a que muchas cosas no hay cambiado osea los principios basicos siguen siendo los mismos y eso de ver a los que se atreven allamar fotografos y verlos hacer 50 fotos oara escoger una me da pena y me averguenza que mi profesion y la de mi s antepasados sea ahora tratada de esa forma y por que de 500 fotos una salga escepcional te puedas llamar profesional cuando creo que con dos como mucho deberia bastar.

Opina